jueves, mayo 18, 2006

ánima anónima nómina ¡¡


visita el alma
cual visitara a un preso
y el reo está ausente
dejó tres deseos
el final de los genios
y la luz blanca es una manta
que mantiene en tensión una díada

1 comentario:

revéz dijo...

Soñé un fuego de rafagas abismales,
uno de esos que se esconden como abejas en el enjambre de mi lámpara, soñé un cohete, pero lo perdí, un abismo se lo llevó y no me quiso llevar a mi!
Habrá que buscar el dragón de nuevo!
Un abrazo con porro!