jueves, marzo 22, 2012

Pandora tenía dos cajas




Pescando en la sabia montaña
 remando en su falda aceituna

Los gigantes duermen
 entre  manojos
de inmensidad paciente

Mis irresueltos muertos
se pusieron en  fila
después de algunas comas
  paréntesis y puntos suspensivos

Las estrellas descienden
comiéndose las nubes
desempolvan mis halos 
con su sangre caliente






2 comentarios:

Elisa dijo...

Vuela!! ;)

Metafora Zero dijo...

Till the day I die ¡