sábado, diciembre 16, 2006

One of the most familiar mental events¡¡


¿Cuánto cubitos de diez a la menos ventitres de diámetro cabrían en el universo?
la ventanilla del avión es muy pequeña
mis antenitas de vinil
detectan la presencia del enemigo
los ojos del caimán que sobresalen
y autorecetan un efecto secundario
un lote más del panorama interno
diez a la cientoventicinco
in medias res ves
los hemisferios en la casa del relámpago
entra sin golpear
se sobreentiende
un atajo de tajo

2 comentarios:

Mar de Isaac dijo...

Una pregunta.
Y mi duda sigue siendo cual es mi nombre.




Pronto vuelvo...

Mercedes A.D. dijo...

similitud de historias o la carencia de originalidad de nuestras vivencias
rebota el paradigma del infinito....
y sí, el enemigo siempre presente, como observador externo diria newton...

enorme abrazo !